Geología Ambiental

La Geología Ambiental es una rama de la Geología (ciencia de la Tierra), que emplea los conocimientos de esta ciencia con el fin de entender las complejas interacciones con el medio ambiente. Se ocupa del estudio de los fenómenos y riesgos geológicos naturales, tales como inundaciones, deslizamientos de tierra, terremotos, erupciones volcánicas, con el objetivo de minimizar la pérdida de vidas y bienes; y antropogénicos, a través de la investigación de aguas subterráneas y superficiales para evaluar posible contaminación, vulnerabilidad de terrenos, desechos industriales y actividad minera, junto con la evaluación del impacto que tenemos sobre el medio ambiente

Geología Ambiental

Se define medio ambiente como:

“Entorno en el que tiene lugar el desarrollo de organismos vivos, los cuales interactúan entre ellos. Los organismos obtienen del medio ambiente todos los elementos que necesitan para vivir: agua, aire, refugio, alimento y energía”. 

 

¿Cuál es el objetivo e importancia de la Geología Ambiental?

Su objetivo es promover prácticas sostenibles y mitigar impactos negativos en el ecosistema. La Geología y el medio ambiente van de la mano. Es por esto, que, en el campo de la Geología Ambiental, se llevan a cabo variadas investigaciones con el propósito de salvaguardar nuestro entorno y realizar un manejo responsable de los recursos naturales. Simultáneamente, se llevan a cabo estudios exhaustivos del medio ambiente. Esto para evaluar posibles fenómenos que puedan afectar tanto a la población como a las áreas naturales circundantes. Estos estudios no solo constituyen una base esencial para la protección global del planeta, sino también para el cuidado sostenible de la naturaleza en su totalidad.

La importancia de la Geología Ambiental, radica en promover prácticas sostenibles y mitigar impactos negativos en el medio ambiente. También nos ayuda a maximizar los resultados beneficiosos del uso de nuestros entornos naturales, ayudando a preservar nuestro patrimonio natural

El estudio geológico ambiental es necesario para conocer los recursos del territorio. Su valor, riqueza y extensión, junto a los problemas que derivan de su explotación y los riesgos que se pueden ocasionar. Estos estudios permitirán elegir el lugar más idóneo para el desarrollo de actividades y evitar la sobreexplotación de los recursos de un territorio, a través de la planificación territorial

¿Qué es la planificación territorial y cuáles son sus implicancias?

 

Conceptos fundamentales de la Geología Ambiental

Uno de los principales problemas ambientales de la actualidad es el crecimiento de la población humana. El crecimiento poblacional intensifica la explotación de recursos naturales, además, conlleva la pérdida de biodiversidad, provoca constantes cambios en los ecosistemas y también se necesita satisfacer las demandas energéticas de una población en crecimiento, contribuyendo a la quema de combustibles fósiles. Además, debemos tener en cuenta que las amenazas naturales que antes producían desastres, ahora producen catástrofes debido al aumento de población y a la urbanización en zonas de amenaza, como rondas hídricas de río, laderas empinadas o cerca de volcanes.

Se suma a esto el cambio climático, el cual tiene impactos profundos en la Geología Ambiental, esto incluye el aumento del nivel del mar, cambios en la frecuencia e intensidad de fenómenos meteorológicos extremos, y alteraciones en los patrones de precipitación, entre otros impactos medioambientales. 

La sustentabilidad y sostenibilidad son conceptos fundamentales en el ámbito ambiental. Estos representan un enfoque de desarrollo que busca garantizar que las generaciones futuras puedan acceder a los recursos que ofrece nuestro planeta de la misma manera que lo hacemos hoy. El desarrollo sostenible es un concepto a largo plazo. Tiene como objetivo garantizar la seguridad y viabilidad de la vida y de la especie humana en las generaciones por venir. 

 

Problemas ambientales y potenciales problemáticas de la Geología Ambiental en Chile

Relaves mineros

Relaves Mineros

Un relave es un residuo o desecho minero con alta carga metálica en cantidades traza, como arsénico, zinc, cobre, plomo, etc. Actualmente la mayoría de los relaves se vierte en depósitos ubicados en territorio continental, como quebradas, minas abandonadas, represas artificiales e incluso en el océano. Esto genera asfixia de organismos bentónicos (organismos que habitan el fondo del mar) y alteración física del hábitat. Reducción de la biodiversidad de comunidades marinas, toxicidad directa de metales movilizados en el relave y bioacumulación de metales a través de redes alimentarias y, en última instancia, en comunidades humanas que consumen pescado, pues aumenta el riesgo para la salud (Tort, 2018). 

Suelos contaminados por la industria

A través del aire, en forma de polvo o partículas llegan los contaminantes al suelo y posiblemente, la actividad industrial sea la principal fuente de este tipo de contaminación. En procesos metalúrgicos, en minería, se pueden acumular diferentes elementos asociados a los minerales explotados. Por ejemplo, en fundiciones de cobre se puede acumular arsénico, mercurio y plomo. Estos elementos son tóxicos y puede generar irreversibles problemas de salud. 

Un estudio de suelo realizado en 2015, encargado por el Ministerio del Medioambiente, en las comunas de Puchuncaví y Quintero, comprobó la presencia de altas concentraciones de metales pesados en los suelos en torno al Complejo Industrial de Ventanas (V Región de Valparaíso). Los resultados del estudio determinaron la presencia de altas concentraciones de cobre y arsénico en los suelos próximos al complejo industrial. Asociados al proceso de refinación de cobre realizado en la fundición (Rodríguez, 2018). 

Peligros volcánicos

Peligros volcánicos

Los peligros volcánicos pueden ser a partir de la caída de piroclastos, corrientes laháricas, corrientes de lava, gases volcánicos tóxicos (ácido sulfúrico, ácido clorhídrico, ácido fluohídrico. Este último se concentra en la vegetación y es altamente tóxico y letal para animales herbívoros) y flujos de piroclastos (es el proceso más destructivo). Aproximadamente un 5% del territorio continental chileno es susceptible de ser afectado de manera directa por los procesos volcánicos como los lahares y corrientes piroclásticas densas y hasta un 35% podría ser afectado por caída de ceniza (Lara et al., 2011). 

La Red Nacional de Vigilancia Volcánica (RNVV) se encarga del monitoreo volcánico nacional a través de vigilancia en tiempo real y de la evaluación de peligros, lo que incluye levantamiento de información geológica y modelación numérica. 

Retroceso de glaciares

Retroceso de glaciares
Retroceso de glaciares

El territorio chileno alberga una extensión de 23.641 km² de glaciares. Los cuales desempeñan un papel fundamental como fuentes principales de agua dulce, sustentando la vida de diversos ecosistemas, valles y comunidades.

En Chile, las temperaturas han experimentado un aumento de entre 0,2 ºC y 0,3 ºC por década durante casi medio siglo. Con una alta tasa de reducción de las precipitaciones, esto resalta la necesidad de su preservación. Aunque el retroceso de los glaciares es un fenómeno natural que ocurre normalmente. El rápido retroceso observado en los glaciares andinos recientes está vinculado de manera significativa al cambio climático provocado por actividades humanas. Adicionalmente, la presencia de proyectos industriales en desarrollo en la cordillera representa una amenaza significativa para el retroceso de los glaciares. La protección del aporte hídrico de los glaciares se vuelve crucial no solo para mantener la biodiversidad y los ecosistemas, sino también para salvaguardar los valles y las comunidades que dependen de estas fuentes de agua (Pedreros, G. et al., 2020).

Deforestación y remociones en masa

Las remociones en masa son movimientos de tierra que se generan por acción de la gravedad y otros factores. Desencadenan este fenómeno como lluvias intensas, sismos, temperatura y tipo de suelo o roca. 

La deforestación es un factor antropogénico que favorece la generación de remociones en masa, las cuales ponen en peligro a las comunidades aledañas. Al deforestar, se pierde vegetación y esto hará que las laderas pierdan firmeza y posteriormente, cedan ante la gravedad. Ejemplo de esto, durante el año 2015 se registraron cerca de 70 mm de lluvia en el norte de Chile. Estas intensas lluvias, en conjunto con la escasa vegetación y un suelo tan árido, que impide que el agua se infiltre, ocasionó la generación de aluviones, provocando la muerte de 31 personas, 16 desaparecidos y cerca de 17.000 damnificados. (Moreno & López, 2018). 

Para el caso de remociones en masa, se elaboran mapas de susceptibilidad. Los cuales muestran la distribución en el territorio donde se evidencia la alta susceptibilidad a que las condiciones del terreno sean favorables para generar deslizamientos. 

Aluvión en el Salado (III Región de Atacama). Desborde de río El Salado producto de las intensas precipitaciones en zona desértica. 

Territorio y Falla de San Ramón

Territorio y Falla de San Ramón
Territorio y Falla de San Ramón

La Falla de San Ramón, es una falla geológica de carácter inversa (un bloque sube con respecto a otro), la cual tiene una extensión de aproximadamente 50 kilometros. Atravesando una gran cantidad de comunas situadas a los pies del frente cordillerano, en la parte oriente de Santiago. Una gran cantidad de científicos advierte los riesgos de seguir construyendo en zonas aledañas, especialmente en las comunas de Las Condes, La Reina, Peñalolén, La Florida y Puente Alto. 

La Falla de San Ramón representa una amenaza directa para la Región Metropolitana. Por ejemplo, la propagación de la ruptura en superficie, como también la posibilidad de aceleraciones o movimientos de suelo mucho mayores al terremoto registrado en el 2010. Esto implicaría una demanda sísmica muy superior a lo que estipula la norma NCH433 que rige el diseño de infraestructura. También, se suma la potencial amenaza de remociones en masa asociadas a un terremoto de gran magnitud (Rauld & Gonzalez-Muzzio, 2021). 

Lo mencionado anteriormente, evidencia la necesidad de considerar la Falla de San Ramón en la planificación urbana de Santiago y también en la normativa sísmica. 

La Geología Ambiental se enfrenta a desafíos significativos. La aplicación de conceptos fundamentales como la sustentabilidad y comprensión de la Tierra como un sistema dinámico son esenciales para abordar las problemáticas actuales. La identificación y gestión de riesgos, así como la planificación territorial, son aspectos clave para mitigar impactos negativos en el medio ambiente y la sociedad. La Geología Ambiental contribuye en la construcción de un futuro sostenible y preservación de nuestro patrimonio natural.

 

Subscribe
Notify of
guest

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments